Noticias


Rosa María Ordaz, comunicadora y conferenciante católica, fue promotora de «Garabandal, solo Dios lo sabe» en México. Providencialmente se encuentra en estos momentos en Chicago coordinando la campaña de distribución de la película en esta gran ciudad y aportando toda la experiencia acumulada en México. A la negativa del gerente de Regal Cinemas en Chicago para estrenar «Garabandal, solo Dios lo sabe», respondió convocando una campaña de oración y ayuno. Tres días después, Regal Cinemas en Chicago ponía «Garabandal, solo Dios lo sabe» en cartelera y abría la preventa. Rosa María sigue pidiendo oración y ayuno por los frutos del estreno en los Estados Unidos que, en la «Ciudad de los Vientos» estará acompañado por temperaturas de -50 grados C.


Soy Rosa María Ordaz. Fui promotora de «Garabandal solo Dios lo sabe» en MÉXICO.
Estamos en la recta final para el estreno de Garabandal a nivel nacional en USA. Hoy, más que nunca, redoblemos nuestras oraciones y los que puedan hacerChicago ayuno, ¡¡adelante!! En mi web publiqué las modalidades de ayuno y maneras correctas de hacerlo. Es importantísimo el rezo del Santo Rosario, con cirio encendido.
 
Oren por nosotros, los que estamos en Illinois. Aquí se esperan temperaturas de 50 grados bajo cero. CHICAGO, todo el estado de Illinois, estará en alerta. Se cancelaron más de 300 vuelos, se cancelan escuelas, trabajos y más.... por el peligro de hipotermias en las personas.

Tengo entendido que este fenómeno de tanto frío no se registraba en años. Les ruego: estamos en un S.O.S. Necesitamos unirnos todos en oración, ofrezcamos la confesión, la Santa Misa, la Santa Eucaristía: todo por la fecundidad de los frutos espirituales de la película de Garabandal.

En MEXICO la película se estrenó en septiembre, nos pasaron adversidades muy fuertes. Alabado sean Nuestro Señor Jesucristo y Ntra. preciosa Madre de Garabandal. Lo que ustedes van a ver y escuchar en este video es el resultado de un equipo muy grande de guerreros (as) del Rosario.

La película vendía y llenaba y llenaba y cerraba salas, pues ya no había lugar. Muchos llegaban a los cines y me decían: «Rosa María, ya no hay lugar. ¡¡¡¡Los boletos están agotados!!!!!»  Esto fue continuo. Todavía ahora algunos cines siguen proyectando la película a petición del público católico. Esforcémonos para que estas bendiciones se repliquen o repitan en este país de EE.UU.

Agradezco de corazón sus oraciones por nosotros los de la «Ciudad de los VIENTOS».
Todos unidos en oración.

Rosa María Ordaz
Comunicadora y conferenciante católica

 

Las cookies facilitan la prestación de nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, usted acepta que utilizamos cookies.
De acuerdo